miércoles, julio 31, 2013

Lo de siempre



En la revista Asia Sur aparece una suerte de especial sobre escritores peruanos menores de cuarenta años.
Ya lo había visto, pero lo había dejado pasar, no porque no me importara, sino porque no tenía el tiempo necesario para reflexionar sobre ello.
¿Hay algo malo que me fastidie del especial de César Ochoa? En realidad, nada. Nada si lo veo desde la distancia. No tendría que ponerme de mal humor. Con casi todos los narradores de la nota me llevo extraordinariamente bien, bien en lo que suele ser la hipocresía diplomática, tan necesaria en un circuito literario como este, excesivamente marcado por el egocentrismo. Además, en ninguna parte se dice, felizmente, que los diez autores convocados sean los más representativos de la ex nueva camada de narradores peruanos.
Pero viendo el asunto de cerca, y no tan cerca, llega/aturde que aparezcan los nombres de siempre. Impera una vez más la Otra Literatura. Esa Otra Literatura de la que llevo hablando más de mil veces en este blog. La literatura de las relaciones, del reprochable amiguismo.
Aunque claro, si fuera la calidad literaria el hilo conductor de la escogencia de Ochoa, así estén los mismos de toda la vida, este post no tendría la más mínima razón de ser.
No se elige a los de siempre porque “esto es lo que hay”. Ocurre que no se sabe o no se quiere buscar. Y los que con frecuencia aparecen escriben bien, no digo lo contrario, pero hay otros autores con propuestas mucho más sólidas. Estos zafarranchos suelen hacerse de la siguiente manera: incluyes a los que sí o sí deben estar y a partir de allí empieza el juego del a quién pongo, el vesánico googleo de nombres.
Quien diga que la narrativa peruana reciente atraviesa su mejor momento, o en todo caso uno expectante, miente. Y especiales como este cumplen con reforzar aún más esta cuasi certeza. Menos aún pido que se llame a un grupo de críticos literarios de oficio, porque, intuyendo cómo piensan, indefectiblemente nadie leería ese especial.
Es solo cuestión de criterio, solo eso, y un poco de honestidad y así reforzar lo que una revista como Asia Sur quiere proyectar.
“A ver, G, ¿a quiénes hubieras llamado tú? Ojo: tienen que ser autores fotografiables. No olvides que va para Asia Sur”, me preguntará algún ocasional del blog.
Abro mi cuaderno Loro y apunto nombres (sin orden de preferencia):
-        Jeremías Gamboa
-        Carlos Yushimito
-        Jerónimo Pimentel
-        Luis Hernán Castañeda
-        Claudia Ulloa Donoso
-        Julie de Trazegnies
-        Jennifer Thorndike
-        Juan Manuel Robles
-        Pedro Llosa
-        Francisco Ángeles.

En esta lista al vuelo es patente una solapada argolla, argolla a fin de cuentas. Pero ante todo se impone calidad literaria. 

3 Comentarios:

Anonymous Anónimo dijo...

dónde se consigue Asia sur?

10:06 p.m.  
Blogger Gabriel Ruiz Ortega dijo...

Hola, ni idea, pero puedes leerla como lo hice yo: en la versión online. Saludos. G

10:10 p.m.  
Anonymous Jesús Vasquez dijo...

Si a fin de cuentas se impone la calidad literaria, como dices, por qué calificas a la selección de zafarrancho?. No entiendo. Que no hayan aparecido la gente que tú quieres es otra cosa. Bueno, en este tipo de le selecciones hay tanta subjetividad....

4:10 p.m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal