jueves, octubre 24, 2013

*


Me encuentro en Don Juan, un restaurante ubicado en el Jirón Carabaya, a no más de treinta metros de La Plaza Mayor. Aquí suelo venir cuatro veces por semana, debido a una razón no menos que adictiva: su Cheese Cake de fresa, quizá el mejor de Lima.
Saco de su funda a La leona loca y me conecto a internet. Tengo que responder algunos mails y también terminar de una buena vez el texto que en quince días leeré en San Marcos, en la Antisemana de la Literatura. Leo el texto y pienso que ahora sí más de un narrador de estos lares me dejará de hablar, al menos durante un tiempo, hasta que publiquen otro libro y me lo pasen para reseñarlo, o hasta la siguiente borrachera.
Me sirven el Cheese Cake, más un espresso. De paso avanzo distraídamente las memorias de Hitchens y pico una novela que hace varios años me gustó mucho, El país de la dama eléctrica de Marcelo Cohen. Parece que será una tarde tranquila, sin ningún imprevisto de por medio. Y esta tranquilidad se lo debo al celular, que lo tengo apagado, y a un factor esencial: a ingresar solo en las noches, cuando estoy demasiado cansado y por el lapso de media hora, a Facebook.
No tengo nada en contra de Facebook.  En absoluto. Aprendo de los debates, de los enlaces, disfruto de la buena música que algunos contactos ponen en sus muros. Y claro, no puedo evitar reírme de las ocurrencias de más de un poeta y escritor, que no pueden dejar de alimentar a esa pequeña bestia llamada Ego. Felizmente, nunca me ha llamado la atención el uso de otra red social.
El Face puede llegar a ser peor que la adicción al tabaco. Me cuesta creer que haya personas que sin más miran sus cuentas cada cinco minutos, como si se les fuera la vida si es que no lo hacen. Pero lo que me jode/duele mucho más es ver a mis amigos lectores que cada día leen menos (un libro) por andar leyendo las cojudeces de sus contactos. Es que el Face nos integra, al menos en información, pero también nos bestializa en esa fiesta en la que está prohibido no salir bien.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal